ÚLTIMO MINUTO :

Chapingo preserva la flor de Nochebuena con modificaciones genéticas

Manuel López – diciembre 04, 2019

Un grupo de investigadores de la Universidad Autónoma de Chapingo (UACh), en el municipio de Texcoco, pretende rescatar, preservar y aprovechar la producción de la flor de Nochebuena en nuestro país con la ayuda de modificaciones genéticas.

De acuerdo con los académicos, el proyecto contempla el mejoramiento de algunas especies de esta flor nativa de México para crear nuevas variedades que podrían ser comercializadas por productores de bajos recursos con menos costos de producción.

Aunque el proyecto inició hace 15 años, fue hasta el año pasado cuando el equipo de académicos logró registrar cinco variedades de esta planta de dominio público ante la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural tras demostrar las mejoras en las plantas como el cambio de color, altura y forma de las hojas.

«Nosotros estamos trabajando con la flor de Nochebuena en el tema de investigación donde se están generando algunas variedades en floricultura. Dentro de la Universidad logramos ya generar nuevas variedades no sólo de interior sino también de exterior, y que ya se ha registrado al menos cinco variedades de dominio público y además seis más variedades registradas con derechos», indicó María de los Ángeles Rodríguez, académica.

Entre las características de las variedades creadas, las cuales fueron denomindas Valenciana, Belén, Amanecer Navideño, Juan Pablo y Orejona, entre otras, destaca la coloración bicolor de las hojas, el acortamiento de sus tallos y la modificación en la forma de las hojas que resultan más llamativas para el mercado y que se espera mejoren las ventas de los productores.

«Una vez que recolectamos debemos construir un material técnico con las características de la planta original para proteger las variedades y la innovación de nuevas variedades que se generan con el mejoramiento genérico. Una vez que ya tenemos el material identificado hemos encontrado algunas plantas que han sobresalido de las demás; más grandes, con flores más grandes, con una productividad mayor y que tienen un uso particular en esas comunidades y que es precisamente el rescate de la información que hemos hecho a lo lago de los años», agregó José Muñoz, profesor con licencia del departamento de Fitotecnia.

Aunque las variedades de dominio público fueron protegidas por la Universidad Autónoma de Chapingo, la institución también plantea seguir con la modificación genética para alcanzar nuevas plantas destinadas para sitios exteriores que son utilizadas en la jardinería y que hoy en día no son tan comerciales como las de interior o de maceta.

«Hay que diferenciar que la Nochebuena tiene dos tipos de usos, uno es plantas de invernadero en maceta, que son las que comercialmente se venden más, pero también hay otro grupo muy importante que hemos descuidado que es la producción de la nochebuena para la jardinería. De hecho también tenemos un programa para introducir la Nochebuena en los jardines públicos pero está siendo desplazada comercialmente proque es más eficiente la de maceta», comentó.

Aunque no hay una fecha estimada para la conclusión de este proyecto, los académicos prevén que en los próximos años estas modificaciones ayuden al preservar las Nochebuenas de jardín e interiores que se han visto afectadas por el cambio climático y las modificaciones urbanas en los sitios más poblados del país.

0 Reviews

Write a Review

Lucas Moreno

Read Previous

Boleros de Toluca estrenan mobiliario y uniformes

Read Next

Acusan de misógino a hermano de Karen, ex participante de Enamorándonos