ÚLTIMO MINUTO :

No es por intrigar, pero…

Tiene el camino libre

Al senador morenista con licencia, Higinio Martínez Miranda, se le ha visto muy contento desde el pasado fin de semana en el municipio de Texcoco.

Y es que, después de un año en el Congreso de la Unión, regresó a su principal bastión de Morena, para buscar la dirigencia estatal de ese partido el próximo 10 de noviembre. 

Aunque dijo que su separación fue estrictamente para atender asuntos personales, en Texcoco se sabe que ya inició reuniones con su base para alcanzar el cargo en su partido. 

Total, el también ex presidente municipal ya se saborea el poder en todo el territorio mexiquense para construir su próxima candidatura al gobierno del Estado de México porque, dicen, nadie podría pararlo. Al tiempo.

La comparecencia real

Apenas este martes, el secretario de Movilidad, Raymundo Martínez Carbajal, presumía que, en el último año, se habían realizado 384 operativos conjuntos con la Fiscalía General de Justicia del Estado de México y se habían revisado 11 mil unidades del transporte público para reducir el número de robos en este sector, los cuales diariamente afectan a los miles de mexiquenses que se desplazan hacia sus escuelas, hogares o centros de trabajo usando las diferentes rutas que operan en la entidad.

Sin embargo, un día después, la realidad lo contradijo y mostró cuáles son los resultados y retos que verdaderamente continúan en esta materia. Tan solo ayer, en Chicoloapan, un pasajero, agente de la Policía de Investigación de la Ciudad de México, murió al tratar de frustrar un robo en una unidad del transporte público, un asaltante también falleció y dos pasajeros resultaron lesionados de gravedad. En Naucalpan, un chofer de la Ruta 21 fue asesinado a balazos cuando circulaba por una de las avenidas más transitadas de este municipio, a unos metros del paradero de Cuatro Caminos. Y aún no citamos la lista de robos que ocurrieron en las unidades que circulan por todo el estado. Esa es la verdadera comparecencia y no la de las cifras alegres.

Regresaron y más fortalecidos

Toluca, la capital del Estado de México y una de las ciudades más contaminadas del país, sigue siendo “presa” fácil del ambulantaje, sin que alguna autoridad competente ponga orden en la casa.

Prueba de ello, es que sobre las zonas de hospitales y juzgados de San Lorenzo Tepaltitlán, en las banquetas de la clínica 220 del Instituto Mexicano del Seguro Social, ubicada sobre Paseo Tollocan; y en parte de las aceras del Centro Oncológico Estatal del Instituto de Seguridad Social del Estado de México y Municipios (ISSEMyM), situado sobre Avenida Solidaridad Las Torres, los puestos de comida son incontables.

En algunos puntos, predominan no solo los manteados “anclados” sobre las banquetas en donde se venden garnachas, también son llevados pequeños “restaurantes” móviles donde se vende una gran variedad de comida rápida, todo bajo el amparo de la ilegalidad.

A lo que se suma la dudosa higiene y calidad que pueden tener los alimentos; y en lo que se refiere a las medidas de protección civil, ni se diga, lucen a toda vista los tanques de gas que pudieran originar algún siniestro en caso de fuga del combustible.

Todo ello, opera a diario en dichos puntos de gran concurrencia de personas, lo que, sin duda, deja grandes ganancias para los líderes de comerciantes ilegales por el pago de derecho de piso.

Lucas Moreno

Read Previous

Camión choca y se mete hasta el patio de una casa, en Tlalmanalco

Read Next

Video: Los Bilingües atracaban escuelas de idiomas en la CDMX; ya están detenidos

error: Content is protected !!