A proceso por robar monumentos históricos de Edoméx

Hoy Estado de México – junio 11, 2018

Dos sujetos fueron vinculados a proceso, luego de su detención en Ixtapan de la Sal, debido a que son investigados por su probable relación en al menos ocho robos de monumentos históricos en distintos municipios del Estado de México.

​Los probables asaltantes fueron identificados como Carmelo “N”, de 27 años de edad, y Ramiro “N”, de 26 años y fueron asegurados en una movilización realizada en el Boulevard Ixtapan-Tonatico, en la colonia San Pedro, organizada por elementos de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM), de la Secretaría de Seguridad del Estado de México (SSEM), y de la Policía Municipal de Ixtapan de la Sal.

A ambos los ubicaron cuando tenían en su poder dos estatuas de bronce y una placa metálica, las cuales momentos antes habían robado utilizando algunos lazos. Las estatuas eran de Miguel Hidalgo y otra de la diosa Iztapancihuatl, así como una placa metálica con una leyenda de la inauguración de la Autopista La Finca-Ixtapan de la Sal, de fecha 7 de abril de 1995. Al momento del operativo a estos sujetos les fue asegurada una camioneta, la cual utilizarían para trasladar los objetos robados.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Las indagatorias revelaron que hay al menos ocho carpetas de investigación por robos de monumentos históricos, seis ocurrieron en el Valle de Toluca, uno en Tenango del Aire, y otro más en Sultepec, durante los meses de febrero, marzo, abril, mayo y junio de este año.

​Los detenidos fueron ingresados Centro Penitenciario y de Reinserción Social de Tenancingo, donde se los vinculó a proceso por el delito de robo y les fijó una garantía económica consistente en 220 mil pesos, sin embargo se les debe considerar inocentes hasta que sea dictada una sentencia condenatoria en su contra.

​Cabe mencionar que Carmelo “N”, tiene antecedentes penales ya que estuvo recluido en el Centro Penitenciario y de Reinserción Social de Santiaguito en Almoloya de Juárez, en donde compurgó una condena de tres años y tres meses de prisión por el delito de robo y ataques a las vías de comunicación.

Comentarios

comments