Ofrece albergue San Cristóbal refugio a 750 perros abandonados

Fernando Cruz, marzo 5, 2018

 

El Albergue San Cristóbal es considerado uno de los refugios de perros callejeros más grandes en el Estado de México, sus puertas albergan y dan refugio a 750  perros abandonados, callejeros, enfermos, o que estaban a punto de ser sacrificados.

Cristóbal Suárez es el director general del albergue y en entrevista para Hoy Estado de México nos dio un recorrido por las instalaciones donde se logró apreciar las óptimas condiciones en las que viven los caninos, su pelaje está en buen estado y tienen excelente peso; corren libres por lo largo y ancho de sus áreas.


Los perros de nuevo ingreso permanecen amarrados hasta que pasan por un examen médico y de sociabilidad para que puedan ser integrados con los demás y así evitar peleas y agresiones.

Cuenta con más de dos docenas de enormes corrales, los cuales albergan a los caninos, separados por tamaño, nivel de agresividad, y sociabilidad.

Para solventar los casi 13 mil pesos de gastos que origina alimentar a los perros, Cristóbal y su equipo de trabajadores asisten todos los fines de semana hasta la Ciudad de México para recibir donaciones de los capitalinos y para fomentar la cultura de la adopción.

Los requisitos para adoptar un perro son:

-Identificación oficial,

-Comprobante de domicilio,

-Llenar el formato de adopción.

Para poder buscarles un nuevo hogar 

www.alberguesancristobal.org

Una historia en cada perro

Cada perro tiene un nombre y cada nombre tiene una historia. Cristóbal nos cuenta algunas de ellas: unos fueron abandonados en la calle cuando eran recién nacidos, otros fueron atropellados, quemados, torturados, utilizados para peleas clandestinas, olvidados, algunos porque simplemente sus dueños se aburrieron de ellos y otros porque fueron desplazados al llegar uno nuevo, etcétera.

Huch, afectado por la inseguridad

“Huch” es uno de los perros más viejos del albergue; es café y de gran tamaño, formaba parte de una familia, sin embargo sus dueños fueron víctimas de secuestro en la Ciudad de México y al lograr su liberación decidieron dejar el país; sin embargo, no pudieron llevarse a Huch y lo llevarlo al albergue.

Una segunda oportunidad

Los perros del albergue están en la espera de encontrar un nuevo hogar, de que puedan recibir, pero principalmente, puedan dar amor.

Cristóbal Suárez invita a todas las personas a adoptar un perro adulto, ya que asegura también son cariñosos, y serían incapaces de agredir a sus dueños, asegura que adoptar es cambiar la vida de un animal, aunque sea por unos pocos años.

“Los perros podrían olvidarse de su negro pasado y recordar sus últimos días llenos de felicidad, porque no sólo los cachorros aman, también los perros viejos, todos merecen una segunda oportunidad, todos merecen tener un hogar”, dijo Cristóbal.

Albergue San Cristóbal

– Ubicación: kilómetro 109 de la carretera México-Querétaro, en los límites de los municipios de Jilotepec y Aculco,

-Dimensión: tres Hectáreas,

– Consumen 9 toneladas de croquetas al mes (perros adultos),

– Una tonelada al mes (cachorros),

– Tiene 18 años en funcionamiento,

– Son organizadores del festival Vive Canino.

Comentarios

comments