Va PGJ CDMX por 4 empresas de edificios colapsados

Hoy Estado de México – Octubre 20, 2017

El procurador de la Ciudad de México, Edmundo Garrido Osorio, informó que están próximos a fincar responsabilidades por los casos de cuatro inmuebles que se construyeron hace cuatro o cinco años y que se vinieron abajo a causa del sismo del pasado 19 de septiembre.

Asimismo, reconoció que la falta de expedientes completos de cada uno de los inmuebles que colapsaron por dicho sismo y que deberían estar
en poder de las delegaciones, ha retrasado los trabajos de investigación de la Procuraduría General de Justicia (PGJ) de la Ciudad de
México.

Garrido Osorio aseguró que “no va a pasar un año ni van a pasar meses, los resultados tienen que ser de inmediato”. Precisó que en todos los casos se tienen tres niveles de investigación: desarrolladores inmobiliarios, directores responsables de obra y funcionarios públicos.

En un mes se ha progresado y estoy dando cuenta de los avances. Llevamos 171 carpetas abiertas, 639 dictámenes periciales, 875 diligencias realizadas, la institución está trabajando, es un tema técnico, es un tema que nosotros vamos a sacar adelante. No te puedo dar tiempos, el único que hay es la prescripción y eso no va a pasar (…). Hay garantía de que habrá responsables”, sentenció.

Entre los edificios que se desplomaron por el terremoto de magnitud 7.1 están los ubicados en Zapata 56, colonia Portales, que edificó la empresa Canada Building, y Bretaña 90, en Zacahuitzco, los dos en la delegación Benito Juárez.

El procurador abundó que para el avance de las investigaciones se requieren los planos estructurales de cada uno de los 156 inmuebles, sobre los cuales se mantiene abierta una carpeta de investigación.

Dichos planos, añadió, contienen detalles como las dimensiones del edificio, materiales que debieron utilizarse para su construcción y boleta de uso predial; datos que tendrán que ser constatados por los peritos para saber si coinciden con el material que rescataron en el lugar del inmueble derrumbado, explicó.

 

El funcionario precisó que en varios casos las delegaciones no cuentan con los planos estructurales de los edificios en cuestión y, aunque hay otras dependencias donde también han requerido dichos documentos, estos no se han podido obtener ya que los inmuebles donde se encuentran tuvieron daños y no han podido se rescatados.

Por el momento las investigaciones se concentran en los 40 inmuebles donde fueron rescatados cuerpos sin vida, en los cuales ya fueron recuperadas muestras de materiales de construcción para ser analizadas y obtener un dictamen en ingeniería forense, labores a cargo de la firma Nava Díaz y Asociados, contratada por la PGJ para realizar de los peritajes, junto con el laboratorio Resistencias San Marino.

De acuerdo con el procurador capitalino, el peritaje considerará el año en que fue construido el inmueble y si se respetó la normatividad vigente. “Eso al Ministerio Público le da la posibilidad de determinar el grado de responsabilidad o si se trata de un hecho de la naturaleza que el edificio se haya  derrumbado, porque era un edificio antiguo, si cumplió con la normatividad del periodo antes de 1985, entonces hasta ahí es un tema de resistencia de los materiales y el desgaste de los mismos”.

Con información de El Universal.

Comentarios

comments