Muerte de Pedro Aguayo fue por múltiples causas

Dolores Luna – Marzo 30, 2015 

perro 1

La muerte del luchador Pedro Aguayo Ramírez, mejor conocido como “El Hijo del Perro Aguayo”, ha provocado diversas opiniones acerca de las causas de su muerte y si se le ofreció la atención necesaria.

El parte médico de la autopsia que se le practicó señala lo siguiente: “La muerte se debió a un traumatismo en el cuello con lesión cervical medular”.

Así lo informó Gilberto Cota Alanís, subprocurador de Justicia de Tijuana, quien detalló que “las lesiones fueron en una zona que afectó las cervicales y la médula espinal y la gravedad de éstas le causaron la muerte”.

Señaló que el luchador murió a pesar de que médicos y paramédicos ofrecieron la atención necesaria para reanimarlo, sin embargo no obtuvieron una respuesta favorable Hoy Estado de México buscó a especialistas que ayudaran a entender un poco más la lesión que le causó la muerte al llamado “Perrito”.

Esther Pérez Bautista, médico cirujana egresada de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), señaló que el traumatismo cervical consiste en una lesión al nivel de las vértebras cervicales, en este caso del cuello. Existen dos tipos de traumatismo: el abierto, que es donde se expone el hueso o cerrado que es donde no se abre la piel.

En el caso de la lesión que sufrió el Hijo del Perro Aguayo, el traumatismo fue cerrado. Debido a que fue en el cuello ahí se encuentran órganos importantes encargadas de las funciones elementales del cuerpo, y entre más arriba sea la lesión es mayor daño, desde inmovilidad o fractura de las vértebras.

Señaló que las atenciones médicas inmediatas deben ser: mantener inmóvil la cabeza, despejar la vía aérea, ayudar a que respire con el uso de la cánula para que la lengua no impida el paso del aire y mantenerlo en una superficie rígida.

La especialista, que vio los videos de lo ocurrido, señaló que no se le brindó las atenciones médicas inmediatas y que quienes se encontraban en ese momento no estaban debidamente preparadas, “aunque tampoco garantiza que de habérsele proporcionado la atención adecuada hubieran salvado su vida”.

Por otra parte, el especialista en seguridad vial Francisco de Anda, señaló que la similitud de la lesión que tuvo el Hijo del Perro Aguayo, con un accidente vial es grande, llamado comúnmente “el latigazo”. Es decir, donde el cuello tiene un movimiento hacia atrás, en el caso del luchador fue un golpe violento del lado derecho y después impactó hacia las cuerdas en donde la fuerza se multiplica por que su cabeza regresa al lado izquierdo de manera intempestiva, lo que provoca la ruptura de la médula, y pierde el conocimiento.

“El daño fue inmediato porque después vino el paro cardiaco, por el daño causado en las vértebras cervicales; el daño ya estaba hecho y la sacudida que recibió de parte de Konan ya no influyó. Para De Anda el daño fue irreversible “y aunque se le hubiese brindado los primeros auxilios al luchador, la lesión fue mortal, porque las funciones que se envían a través de la médula espinal hacia el cerebro quedan cortadas y la muerte es inminente”, finalizó.

Comentarios

comments