Indiferencia en el ámbito cultural tras deceso de Gloria Mestre

La muerte de la bailarina, coreógrafa y actriz tabasqueña Gloria Mestre se debió a un paro cardiaco fulminante, informó su hija Linda Silva Mestre, durante el velatorio que se realiza en una funeraria de la calle de Sullivan, en la capital del país.

En declaraciones a la agencia Notimex, comentó que la bailarina de 84 años de edad murió la tarde de ayer en su hogar, ubicado en el rumbo de Churubusco, donde se reponía de problemas respiratorios.

La bailarina, dijo, recibió la visita de su médico el viernes por la tarde y tras detectarle problemas respiratorios le recetó unas inhalaciones, que se le realizaron de acuerdo con las indicaciones del médico. No obstante, el domingo por la tarde la maestra falleció.

Inquirida sobre si se realizaría algún homenaje de cuerpo presente a la afamada bailarina, dijo estar sorprendida por la falta de interés de las autoridades culturales, ya que hasta el momento ninguna de ellas se ha comunicado para darle el pésame o proponer algún homenaje para su madre.

Es por eso, expuso, que tras la cremación, esta tarde en el Panteón Español, se llevarán sus cenizas a su hogar.

Recordó que el último reconocimiento que recibió Mestre fue hace unos días por parte de la Universidad de Villahermosa, donde se destacaron sus aportes a la danza nacional.

Entre los amigos que acompañan a la familia en el velatorio, dijo que se encuentra el crítico de teatro Gustavo Suárez Ojeda, no obstante “son más familiares los que estamos aquí”.

Linda Silva Mestre aseguró estar tranquila, pues el rostro de su madre tenía una semblante de paz. “Se ve tranquila, aquí en el féretro se ve en paz y eso me da tranquilidad a mi, doy gracias a Dios de que mi mamá no haya sufrido”, mencionó serena.

Finalmente, compartió que una o dos veces por semana Gloria Mestre era visitada por sus familiares, quienes compartían momentos de convivencia con ella, como la comida.

Con información de Notimex.

Comentarios

comments