Hallazgos clínicos de Alzheimer impulsaron estudios del cerebro

Cuando en 1907 el doctor Alois Alzheimer descubrió una enfermedad nueva, no imaginaba que estaba documentando el primer caso clínico de un padecimiento que más tarde llevaría su nombre y que hoy es un foco de alarma en la comunidad médica mundial.

Alzheimer, quien fue recordado el pasado 19 de diciembre al cumplirse 97 años de su deceso en 1915, fue el primero en diferenciar la demencia senil de este mal neurodegenerativo que se hallaba en una paciente no senil y que, por tanto, requería de un tratamiento diferente y específico.

A poco más de un siglo de ese hallazgo, el estudio de la enfermedad ha revelado mucha información sobre el cerebro, su funcionamiento y deterioro, aunque no se ha logrado qué lo ocasiona ni un cura, destaca la asociación mexicana de ese padecimiento (alzheimermexico.org.mx).

Según estimaciones de la OMS, citadas por un artículo médico de Francesco Garabello, más de 18 millones de personas padecen Alzheimer en el mundo y se proyecta que para el año 2025, esta cifra se duplicará, de ahí que se haya convertido en una preocupación médica mundial.

El asunto es atendido por la Asociación Internacional de Alzheimer (ADI -por sus siglas en inglés-), que cuenta con 77 países afiliados, entre ellos México.

El mal de Alzheimer es una enfermedad de la corteza cerebral que provoca el deterioro de la memoria, interfiriendo con la capacidad de realizar las actividades cotidianas.

Alois Alzheimer, el descubridor de esta diferencia entre el deterioro senil y el que no lo es, nació en Marktbreit, Baviera (Alemania) el 14 de junio de 1864. Comenzó con sus estudios médicos en 1883 y se graduó cuatro años después.

Sus inicios con el trato de la demencia datan de 1888, cuando comenzó a trabajar como asistente en el sanatorio municipal de Francfort , donde conoció al patólogo Franz Nissl, con quien haría mancuerna y publicaría trabajos respecto a la aterosclerosis cerebral (1904).

De acuerdo con un artículo publicado por “el mundo.es”, fue en 1907 que descubrió la enfermedad que producía pérdida de memoria, desorientación, alucinación y muerte. Una enfermedad diagnosticada por primera vez en una mujer de 51 años, quien había perdido repentinamente el conocimiento de las cosas.

El cerebro fue estudiado por Alzheimer, quien descubrió un número disminuido de neuronas en el córtex cerebral, junto con cúmulos de proteínas, unos ovillos o filamentos neurofibrilares en el citoplasma de las neuronas.

“Enfermedad de Alzheimer”, en honor de su descubridor, fue el nombre que adoptó esta patología.

Alzheimer fue nombrado en 1912 profesor ordinario de Psiquiatría y director de la clínica de la Universidad de Breslau. Falleció el 19 de diciembre de 1915, a la edad de 51 años a causa de una endocarditis.

Comentarios

comments