ÚLTIMO MINUTO :

Trash metal, del desperdicio al arte

El metal no sólo es su principal materia prima, sino su fuente de inspiración, los acordes alucinantes y la voz potente de James Hetfield se mezclan con el martilleo y los ruidos de máquinas eléctricas, láminas y tornillos, Israel de la Mora Jiménez hace Trash Metal.

Avecindado en el municipio de Chimalhuacán, el joven autodidacta desarrolló este concepto artístico, en el cual da forma a sus creaciones con desechos de guitarras eléctricas, lavadoras, calentadores de agua, radios, televisores, computadoras y otros aparatos eléctricos.

Para ello ha aprendido y fusionado oficios como hojalatería, tapicería y carpintería; además ha tomado conocimientos de amigos técnicos en electricidad y electrónica, logrando un arte sui generis.

Al principio, Israel elaboraba muebles con materiales reciclados, luego esculturas y después al arte-objeto, especialmente al diseño de lámparas.

La fusión creada a partir de su influencia por el arte gótico y la filosofía del reciclaje han dado como resultado diversas piezas, entre las que destacan: Lámpara Metálica, elaborada con un tapón de automóvil, cuatro ejes de bicicleta y envolturas de golosinas; Mesa Estelar, creada con cuatro mil corcholatas, Mueble multifuncional, construido a base de estuches de películas DVD y VHS, botellas de PET, bolsas de plástico, papel y cartón.

Aunque Israel dijo que todas sus creaciones eran importantes, Vitrina sleyer representa la dualidad y el juego; hace referencia a la arquitectura oriental y fue confeccionada con carcasas de aparatos eléctricos, padecería de lámina, fierro viejo y un tapón de rin de coche.

«Me gusta representar espiritualidad en cada una de mis obras y sobre todo lanzar un mensaje a las personas para que hagan consciencia y se sumen al proyecto de fomento por el reciclaje y así contribuir de manera positiva al medio ambiente», comenta el joven artista.

Entre rolas de Metallica, Megadeth, ACDC, y un sinfín de trozos de diversos objetos y materiales, transcurren los días en el taller de Israel, un lugar donde el arte y el reciclaje encontraron la morada ideal para vivir.

¿Sabías qué…?

Hasta el momento Israel de la Mora, quien está becado por el Instituto Mexiquense de Cultura a través del FOCAEM, ha creado 29 obras de gran formato, mismas que ha presentado en diversos foros como: el Faro de Oriente, en Iztapalapa; la casa de Cultura de Chimalhuacán, el Hotel Nico de Polanco y el Centro Cultural Mexiquense en Texcoco 

 

Hoy Estado

Read Previous

Tardan más de medio mes en atender denuncias por redes sociales en Ecatepec

Read Next

Explosión de dos transformadores provoca incendio en Tlalne

error: Content is protected !!