ESTADO DE MÉXICO A 22 DE OCTOBER, 2014

Comunidad

Con tecnología y diversión estimulan los sentidos en CRIS de Chalco

Miguel Ángel González

29 / noviembre / 2012

Colores, formas, texturas y luces conforman 17 elementos sensoriales en la nueva sala multisensorial en el Centro de Rehabilitación e Integración Social (CRIS) del municipio de Chalco.

En esta habitación los terapeutas trabajan técnicas de aprendizaje enfocándose en estímulos sensoriales de los pacientes que ingresan a la sala, refiere un operador de la empresa Reanimedics, la cual se encargó de instalar el equipo.

"El piso en el que estás ya es un elemento sensorial, además de colores tiene una textura; se prenden una por una las estaciones de trabajo, dependiendo de lo que se va a trabajar, dependiendo del número de gente que entre", explica.

Una luz más tenue que la natural recibe al paciente para brindarle confianza y se reduce gradualmente o se cambia el tono para incentivar los sentidos.

La luz roja, por ejemplo, reduce la profundidad, la luz blanca realza, la azul apaga algunos y muchos se realzan, son elementos sensoriales que manipula el terapeuta.

La pared infinita, es un elemento mediante el cual se trabaja la profundidad con los pacientes, "es un túnel que no se ve hasta dónde llega y puedes hacer movimientos difíciles de conseguir en el gimnasio de terapia", detalla el experto.

También hay una alberca de pelotas transparentes que se ilumina de colores y reacciona con los sonidos generando vibraciones, este sistema transforma el movimiento en sonido y estimula a caminar.

La Lluvia de Fibra Óptica con columpio, sirve para que el paciente dimensione su cuerpo y un espejo de burbujas son algunos de los 17 elementos sensoriales de esta sala recientemente inaugurada.

"Con los proyectores, la ambientación es muy importante si ambientamos en azul y ponemos un disco de mamíferos acuáticos y generamos que el paciente este inmerso en la terapia de manera voluntaria con mucho ánimo", ejemplifica especialista.

De acuerdo con el mismo trabajador, en Inglaterra y Alemania estos cuartos están en escuelas para tranquilizar a los niños y aumentar periodos de atención".

El llamado Centro de Estimulación Multisensorial tuvo un costo de 1 millón 200 mil pesos provenientes de las cuotas de recuperación del CRIS Chalco

 

RELACIONADAS