VIDEO: Tragedia sobre ruedas

Reporteros Hoy Estado de México – Noviembre 20, 2016

Crudo y seco, así se puede definir al sonido del bajo que durante mucho tiempo ocupó José María para alegrar la vida de quienes lo rodeaban. El instrumento hoy sólo emite sonidos fuera de ritmo, cuya agudeza le recuerda a Marcela López Brun, madre del joven fallecido, esa voz de despedida de aquella noche en que el recién ingeniero en Audio, perdió la batalla contra la muerte, donde el volante y el alcohol fueron los antagonistas. Ese momento fatal en que no había consumido ni una sola gota del líquido embriagante.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

“La madrugada del 22 de mayo del 2011, para ser exactos a las 1:30 horas, mi hijo, su amiga Liz y Fabián, abandonaron una fiesta, buscaban otra a bordo de la camioneta de este último, quien iba alcoholizado, y condujo a toda velocidad sobre Calzada de Tlalpan, la falta de control hizo que los tres se volcaran y murieran casi al instante dos de los tres tripulantes: mi hijo y ella”, cuenta Marcela López, mientras observa una de las decenas de fotos que tiene en la sala y comedor.

Desde entonces, la flaqueza se convirtió en fuerza y nació la organización Chema.Link, con la cual López Brun busca concientizar, a través de conciertos de rock y pláticas en instituciones escolares, la importancia de no excederse en el consumo del alcohol. De hecho, ha trabajado de cerca con el programa “Conduce sin alcohol”, conocido popularmente como el “Alcoholímetro”.

La medición de alcoholimetría comenzó a operar el 18 de septiembre de 2003 en la Ciudad de México, bajo la supervisión del entonces secretario de Seguridad Pública, Manuel Mondragón y Kalb, y hasta el momento ha bajado hasta en 30 por ciento la cantidad de accidentes relacionados con el consumo de bebidas alcohólicas y su mezcla con la conducción del vehículos.

Los primeros resultados

Tan sólo de enero a agosto de este año, se redujo el índice de homicidios culposos por hechos de tránsito en 18.3 por ciento, en comparación con el mismo periodo del año pasado (de 421 casos a 344). En 2015, se tiene una numeralia en la que se registraron 13 mil 600 hechos de tránsito, 60 por ciento de ellos fueron choques y 25 por ciento atropellados, en los que estuvieron involucrados 18 mil 136 vehículos.

En la capital mexicana al día de hoy, con reserva de una próxima actualización para fin de año, se han realizado seis millones 200 mil entrevistas y cinco mil 736 jornadas del alcoholímetro, en las que se han aplicado poco más de un millón 374 mil pruebas, remitiendo a 172 mil 705 personas al juzgado cívico y 107 mil 990 autos se han llevado al corralón.

Hoy en día, en 16 estados de la república hay personal capacitado en este programa, los más representativos son: Nuevo León, Tlaxcala, Zacatecas, Quintana Roo, Guerrero, Chihuahua, Chiapas, Sonora, Aguascalientes, Sonora, entre otros.

A pesar de que no se pueden calcular la cantidad de vidas que ha salvado la implementación de “Conduce sin alcohol”, con una sola vida que salve “nos damos por servidos y ya redituó lo que tenía, porque una vida no puede acabar en cuestión de minutos por haber bebido de manera irresponsable”, asegura Marcela López.

Tratamiento por temporadas

“En el Estado de México, los accidentes automovilísticos derivados de la ingesta de alcohol, se centran en personas cuyas edades van de los 17 a 35 años”, indicó Ricardo Compean Armendáriz, coordinador estatal de Socorros de la Cruz Roja Mexicana en esta entidad.

Detalló que en tramos estatales de las carreteras México-Querétaro y México-Puebla, sobre los municipios de Chalco, Valle de Chalco Solidaridad e Ixtapaluca, al oriente mexiquense y algunos tramos de la México-Toluca, así como en la zona norte, sobre la Toluca-Atlacomulco, son los de mayor incidencia de accidentes automovilísticos registrados bajo los influjos del alcohol.

Explicó que los automovilistas se impactan contra lo que encuentran, llámense objetos fijos, como postes de energía eléctrica, bardas o viviendas, también sufren volcaduras o se estrellan contra otras unidades, esto al manejar a más de 100 kilómetros por hora, velocidad que los paramédicos deducen por la magnitud del daño en el vehículo o las lesiones en las personas rescatadas por paramédicos de la benemérita institución.

En cuanto a zonas urbanas, Ricardo Compean Armendáriz, coordinador estatal de socorros de la Cruz Roja Mexicana en el Estado de México, expresó que gracias a la instalación aleatoria de los puestos del alcoholímetro, los accidentes viales derivados de la ingesta alcohólica se han disminuido hasta  50 por ciento en los últimos años, “en el Valle de Toluca hace unos tres años presentaba entre 15 y 17 en viernes, ahora la reducción es importante”.

Quita vidas

Los accidentes automovilísticos se han convertido en la primera causa de muerte e incapacidad en personas de entre cinco a 35 años de edad a nivel nacional. Tan sólo en México se registran al año más de cuatro millones de incidentes de tránsito, donde mueren 24 mil personas y 40 mil más resultan con alguna amputación, daño cerebral o inmovilidad en alguno de sus miembros, de acuerdo con el Centro de Experimentación y Seguridad Vial (CESVI).

Además, diciembre es el mes en el que incrementa hasta un 20 por ciento el número de accidentes automovilísticos, mientras que el resto de los meses del año solo aumentan un 8.3 por ciento. Los días que más siniestros ocurren son los viernes, con un 14 por ciento; sábados, 19 por ciento; y domingos registra un 16 por ciento.

Pese al éxito que ha tenido la aplicación del Alcoholímetro en la Ciudad de México, en la entidad mexiquense este programa solo se aplica durante las temporadas vacacionales o los puentes largos.

Para minimizar este problema algunos municipios del Estado de México, como Atizapán de Zaragoza, Ecatepec, Toluca y Metepec, realizan su programa del Alcoholímetro, el cual pasó a ser permanente a partir de que la policía municipal detectó un incremento de jóvenes con algún nivel de alcohol al frente del volante.

Dicho operativo se lleva a cabo principalmente los fines de semana, a través de módulos móviles que operan cerca de las avenidas con mayor flujo vial.

Otros como Chalco, Tlalnepantla, Naucalpan, Nezahualcóyotl y Texcoco, por mencionar algunos, lo han dejado de realizar y se alinean al programa Conduce sin Alcohol que, eventualmente, realiza el gobierno estatal.

A destacar:

  • En México, por cada persona, se destinan 60 centavos en promedio en materia de seguridad vial, mientras que en otros países se invierten 600 pesos.
  • La ingesta de alcohol, el estrés y el exceso de velocidad, son los principales factores que contribuyen para que un automovilista se vea involucrado en algún accidente.

Comentarios

comments